h1

Point break (Sin límites) (“Point break”, 2015)

20 noviembre 2017

En 1991, Le llaman Bodhi (Point break) fue todo un éxito que barrió en las taquillas de medio mundo, afianzando las carreras de sus protagonistas: Patrick Swayze y Keanu Reeves. Más de veinte años después, alguien pensó que era una buena idea hacer un remake de esta mítica película y en 2015 se estrenó esta coproducción entre Estados Unidos, Alemania y China que comparte título original con la cinta de 1991 y poco más.

Johnny Utah es un aficionado a los deportes extremos que cuelga sus hazañas en YouTube. Cuando su compañero Jeff muere mientras practicaban motocross, Utah decide retirarse. Siete años después ha estudiado derecho y se ha presentado a las pruebas para ser agente del FBI. Investigando un robo de diamantes en Mumbai que tiene similitudes con otro ocurrido en México, Utah cree que se trata de los mismos hombres. Un grupo de deportistas que pretenden completar ocho pruebas extremas con las que honrar a las fuerzas de la naturaleza y su próxima parada será Francia con unas gigantescas olas marinas. Utah es enviado como agente encubierto junto a su compañero Pappas. Casi está a punto de ahogarse cuando es rescatado por un surfista llamado Bodhi y su grupo de amigos con los que hace amistad y le invitan a realizar más deportes extremos con ellos.

Los admiradores de la película original echaran en falta la dirección firme de Kathryn Bigelow, los diálogos memorables, los personajes carismáticos, su extraña amistad, ni tan siquiera ha sabido sacar provecho del factor nostalgia. A cambio encontramos personajes sin mucho trasfondo, una historia poco elaborada y un catálogo de impactantes imágenes de deportes de riesgo. En realidad, lo más destacable de la cinta es poder ver inspiradas imágenes en alta definición de acrobacias y deportes extremos que parecen no abusar del CGI.

Aunque lo que más se echa en falta en este remake sea la presencia de dos actores fascinantes y carismáticos que nos enganchen a la trama y nos den razones para preocuparnos por lo que pueda pasarles. Edgar Ramirez y Luke Bracey tienen bonitos cuerpos curtidos en el gimnasio y llamativos tatuajes, pero están muy lejos que tener el poder de magnetismo de Patrick Swayze y Keanu Reeves. Las motivaciones de Luke Bracey como Utah no están claras y el personaje es demasiado “soso”, ni siquiera su amistad con Teresa Palmer resulta interesante. Edgar Ramirez es Bodhi, una especie Robin Hood que roba a los ricos para devolver a la Madre Tierra lo que le fue arrebatado, un argumento que suena demasiado impostado.

Imágenes © 2015 Alcon, DMG y Warner Bros Pictures.

Bonitas imágenes de deportes de riesgo y escenas de acción bien rodadas, el resto resulta bastante decepcionante y tan inverosímil como forzado.

Título original: Point break.
Dirección: Ericson Core.
País: EE.UU., Alemania, China.
Año: 2015.
Duración: 114 min.
Género: Acción, thriller.
Intérpretes: Edgar Ramírez (Bodhi), Luke Bracey (Utah), Teresa Palmer (Tyler), Ray Winstone, Delroy Lindo, Max Thieriot, Nikolai Kinski, Clemens Schick, Matias Varela, Judah Lewis, James Le Gros, Bojesse Christopher, Steve Aoki.
Guion: Kurt Wimmer.
Música: Junkie XL.
Distribuidora: Tripictures.
Calificación por edades: No recomendada para menores de siete años.

Beatriz.

Anuncios

Aquí puedes dejar tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: